Introducción

La obesidad es una enfermedad que ha alcanzado cifras epidémicas en la población mundial debido, fundamentalmente, a cambios en los hábitos de vida y consumo.
Los factores que indicen en este aumento desproporcionado son múltiples, entre otros la predisposición genética que influye entre un 40-70% en las causas del sobrepeso.

La obesidad forma parte del síndrome metabólico que, a su vez, predispone a varias enfermedades, particularmente, a problemas cardiovasculares, diabetes tipo 2, apnea del sueño, ictus y osteoartritis.

El mejor método para combatir la obesidad es conocer la predisposición genética y ajustar los hábitos alimentarios y ambientales a los resultados obtenidos en los test de nutrigenética.

Les ofrecemos un test genético en el que se analizan las variantes genéticas de 30 genes asociados a prevenir la obesidad y sus consecuencias clínicas: ACSL5, ADIPOQ, ADRB2, AGTR2, ALPL, APOA5, BCM01, CDKAL1, CDKN2A/B, FTO, FUT2, GAL, GHSR, GYS2,LEP, LEPR, LIPC,LIPF, MATK, MC4R, MCM6, MTHFR, PLIN1, PPARGA, SH2B1, TCF7L2, TTPA, VDBP.

Resultados

Los resultados de este test, unidos a la valoración e informe realizado por un grupo de expertos en nutrigenética, permiten:

– Mejorar el rendimiento de las dietas y del ejercicio físico.
– Individualizar la ingesta de complementos nutricionales como vitaminas.
– Mejorar la salud general con un plan nutricional personalizado.
– Proporcionar una dieta definitiva con pautas nutricionales útiles para toda la vida.

nutrigen

El test valora:

1. Riesgo genético a la obesidad.
2. Impacto del deporte en su reducción del sobrepeso.
3. La dieta con mejores resultados según su ADN:

– Baja en Grasas
– Baja en Carbohidratos
– Baja en Calorías

4. Intolerancia a la Lactosa.
5. Riesgo de Diabetes.

6. Principales deficiencias nutricionales (vitaminas)